domingo, 15 de marzo de 2009

WATCHMEN: LA FATAL PELÍCULA DE MIS COMPADRES


Es de quedarse con la boca abierta y parpadeando dos veces en señal de admiración y confusión por esta película. No voy a hablar de la novela cómic porque no la leído, por un lado, y por el otro estamos hablando de cine. Empecemos. El despliegue monumental de efectos especiales dentro de una trama confusa y que no acaba de despegar sino hasta dos horas después, acaba por aburrir. La película prometía en los primeros 40 minutos. La secuencia de los créditos seduce con la canción de Bob Dylan The Times They Are A-changin'. Después empieza la intriga con el asesinato del súper héroe "The Comedian" donde Rorschach descubre una conspiración en contra de la primera promoción de Watchmen muy a lo de la caricatura "The Incredibles" para mejor referencia.

Resulta que estos mis compadres "vigilantes" en su primera promoción, han sido vetados por errores cometidos a la humanidad y por lo tanto se les prohiben trabajar a todos los súper héroes debido a una ley promulgada por el presidente Richard Nixon, quien ya lleva su cuarto período en el poder. Por cierto, un maquillaje fatal, parece Pinocho.

Catalogada por el marketing como "la película del 2009" levanta cualquier sospecha en un cinéfilo o visitador de cine común.

Mientras recorremos la película descubrimos que los personajes sufren de baja autoestima, conformismo y son carentes de luchar por sus derechos como súper héroes. Éstos Watchmen victimizados no intentan despertar nuestra empatía y sus poderes, por mucho no inquietan ni acaban de convencer. El caso de Lauri Jupiter que solo golpea y destroza con un espandex soñado para una escena de sexo como una que se me ocurrió en mi cabeza. El otro Nite Owl cuya gracia es fuerza poderosa y tener unos lentes para ver en la noche ¿Y?. Por otro lado el Dr Manhattan que, igual que Hulk, obtiene sus superpoderes por accidente científico y en ningún momento los demuestra espectacularmente como debería. El mejor desarrollado y escrito es Rorschach, un cuate a lo Sherlock Holmes y misántropo (muy a lo Dr. House) cuyas manchas creadas en su máscara son su única reacción. Si sos un piscólogo o estudiaste psicología lo entendés perfectamente. Empezamos escuchando su historia con un tono de vos inquietante pero de pronto es cortada y nos desencanta.

Watchmen es una película para fanáticos y solo fanáticos. Para un simple espectador la historia no conmueve, es demasiado fría, un craso error de dirección y de los guionistas complacer a este minúsculo grupo y otro más aún, el no incluir a la audiencia en su instrucción. Es difícil convencer con personajes de valor fracturado, que sufren como protagonistas de novela de las 5 de la tarde; nos da lo mismo sin viven o mueren. Dr. Manhattan que es el más poderoso falla totalmente en transmitir esa divinidad adquirida, parece un Oscar gigante con genitales. El de Nite Owl es tan torpe que acaba siendo un superhéroe tonto, desechable y poco atrayente, parece un tipo que maneja una fotocopiadora. (Peter Parker tiene la misma personalidad, retraído, saca joroba, tímido pero cuando sabe que es Spiderman hasta Parker mejora como persona).

De la película rescato la música y las escenas de acción porque la resolución para alcanzar a la paz es totalmente fuera de lugar. Se cae en un tedioso y largo final donde no es precisamente exhaltación del superhéroe como tal sino decir que la culpa la tienen los humanos porque no nos dejan trabajar. No profesa el término de sacrificio del superhéroe que grita a los cuatro vientos como Batman, Spiderman o Ironman, donde prevalece la verdad para defender la justicia y la humanidad. Watchmen es todo lo contrario. Solo puedo concluir que fue necedad que junto a un desinterés total sin un ápice de pasión, llevar una película que merecía mejor justicia y otro director. Quitémosle los efectos especiales y nos queda una cosa tan desabrida como Daredevil.

7 comentarios:

Abril dijo...

He estado tan alejada de todo.... pero tengo pendiente una lista de pelis...

Saluditos que estes bien.

El Aguafiestas dijo...

¿Verdad que nuestro amigo Paranoide es igual a Rorschach?

el VERDE !!! dijo...

al paso q van, no tardaremos en ver en los cines algo sobre el capitán cavernícola, jaja. Las primeras licas inspiradas en cómics o caricaturas fueron atractivas, luego la idea se quemó con la saturación y se vino abajo. A ver q tal con la de los Súper amigos, veremos si el Salón de la Justicia gano o pierde el caso, jajaja.

Skunk LR dijo...

esa pelicula vale la pena por dos cosas: jupiter deja las botas cuando le truenan su chiclos, y el capitan manhattan, una representacion del maximo superheroe jamas creado ( a la mierda superman!)

El Vigilante dijo...

Niña Abril: Apareciste mujer. Gracias por acordarte de pasar por estos lares. Abrazos y aplauzos de bienvenida.

EL Aguafiestas: Ahora que lo mencionás, igualito el cabrón.

Mr Green: Fijate que no molesta que se sature el mercado con películas de superhéroes, molesta que no las hagan bien.

Mr. Skunk: Me quedo con la primera.

Prado dijo...

ahora la voy a ver sólo para encontrar parecidos al Paranoide. Eso sí, en versión sexta avenida, por supuesto.

El Vigilante dijo...

Claro como debe ser y como debí haberlo hecho. Suerte.