lunes, 4 de mayo de 2009

EL NÚMERO DE LA BESTIA CRÓNICA DE UN DISCO


Como ya escuché dos canciones del disco, no vale lo de oírlo por primera vez pero sí porque no ha sido todo. Fui con Juan Francisco Cabrera mi mejor amigo uufff... desde siempre para un curso de inducción intensivo con Iron Maiden. Me dio un mapa descriptivo de lo mejor y lo peor de la banda inglesa. Yo no sabía que Dickinson se había ido de la banda en 1993 y otro cuate muy similar al timbre de voz de Di'Anno entró en su lugar. Torrent pude ser una bendición para eso de las colecciones y el Pancho tiene varias. La próxima que le pediré será la de Led Zeppellin porque solo he escuchado un par de discos de estudio el II y el IV, y hasta el cansancio el Grandes Hits.

Le dije: "Voy a empezar por el número de la bestia". "Ése es bueno vos" me contestó, -también oí Killers y Powerslave esos son muy buenos también. -Cabal ésos me recomendaron- le repliqué. -Estás hecho me contestó con esa subida de labio inferior y pequeño barrido de barbilla, gesto de seguridad de que tendré satisfacción garantizada; una aprobación muy de aquel. Hay me contás..., órale y gracias.

Subí el disco a la compu, busqué las letras del disco antes de empezar y le dí play:
Invaders: Qué rapidez. El bajo dirige la canción. Harris ha de tener 10 dedos para tocar a esa velocidad. Las letras son bien complicadas de cantar. Qué dicción la de Dickinson. Aunque no es trash es un buen coqueteo.



Children of the Dammed: Buena rola heavy metal. Bruce se desplaya en cada palabra y le imprime su dramatismo. Empieza a temblar la canción con la batería y el puente suena como a profecía. Las guitarras cantan en coro y luego se desata el solo espinoso. Dickinson sentencia con peluca, toga y mazo.

The Prisoner: Rock HM clásico con guitarras que rugen. La batería... qué batería: Going all the way nature's beast / Do what I want as I please. All right... me digo el coro: Not a prisoner I'm a free man / And my blood is my own now / Don't care where the past was / I know where I'm going ... out... Vaya peso que nos quitamos a puro músculo e inyección de adrenalina. Gran sinergía.. insisto, con la batería porque suena articulada y trepidante. I'M A FREE MAN. Fuck yeah...



22 acacia avenue: A buscar putas. If you're waiting for a long time for the rest to do their piece / You can tell her that you know me and you might even get it free... vamos a ser hermanos Bruce... de leche. Me recordó esos recorridos por la avenida Montufar para poseer una de forma animal. Pago por hacer de todo. Bastante explícita. La música de pronto se vuelve un tanto depre y empezamos a ver a la servidora como ser humano. Mejor me voy a mi casa, me atacó la culpa.

The Number of the Beast: recitemos la biblia. Un riff que ataca. Como alambres que salen de los músculos. Sí, como una pesadilla de Fredy. Las letras sugestivas, provocan una furia de adrenalina que invita y posee. El grito de Dickinson conquista, me recuerda el grito de Roger Daltrey de The Who en Won't get fooled again. El grito de dickinson entra a mi segundo lugar de alaridos del rock. Entra la batería y seguimos al coro: 666 the Number of the Beast / Hell and fire was spawned to be released. Una bestia que me posee. Sentimientos malditos que me destruyen para liberarme. Jamás la furia se ha divertido tanto y mi puño es más fuerte que el mismo acero. Me duele la cabeza ¿me irán a salir cuernos?. Las sinergías instrumentales de Maiden son atómicas. Mi asombro se queda corto. Dickinson, un profeta termina: I'm coming back I will return / And I'll possess your body and I'll make you burn / I have the fire I have the force / I have the power to make my evil take its course. Qué poder tan invisble que tiene esta canción. Es una posesión en sí. Una canción definitiva. COMAN MIERDA RELIGIOSOS FUNDAMENTALISTAS.



Run to the Hills: Todavía no me recupero de 666... y Run to Hills es el segundo plato fuerte. La guitarra y el bajo son muy unidos. La batería anuncia un hasta aquí. We fought him hard we fought him well / Out on the plains we gave him hell. Una frase tan contestaria y anti-imperialista. Empieza la masacre: Riding through dustclouds and barren wastes /
Galloping hard on the plains / Chasing the redskins back to their holes / Fighting them at their own game / Murder for freedom a stab in the back / Women and children and cowards attack. Malditos sólo porque son muchos: Selling them whisky and taking their gold /
Enslaving the young and destroying the old. Parece una canción de región cuatro; tan próxima. Divide y vencerás. La carrera es interminable. La huída también. Maiden es una máquina bien aceitada.

Gangland: Clive Burr parece más jazzista que metalero. Me imagino que parece un Buda desterrado de 10 brazos. Todos los integrantes están deformes para tocar así. Mutantes... podría ser. Dickinson se desborda. Aquí parece una alarma de bomba anti-aérea, un cantante de ópera. Qué galío. En ningún momento bajan la velocidad. Van a mil por hora y de pronto meten quinta. Suena muy clásica de Heavy Metal setentero. Parece Radar Love... sólo que subida en un Ferrari.

Mierda no tiene Total Eclipse... voy a tenerla que bajar de Ares. Para mientras oigo otra vez Gangland. 2:50 falta. Reviso mi texto mientras cae... 1:30. Pongo la epifanía del cantante de The Who que se me había escapado. Reviso Ares 0:40 segundos ya casi. Pongo la letra de la rola para estar preparado. Listo

Total Eclipse: Rock setentero sin duda. Rola sepia de Maiden. Parece una profecía del rock glam que vendrá en la década. Bruce cambia su voz. Parece Mustaine pero no tan chillón. Around the world the nations wait, / For some wise word from their leading light. / You know it isn't only madmen who listen to fools. / Is this the end, the millions cried, / Clutching their riches as they died. / Those who survive must weather the storm. Tiene varias velocidades ésta canción. Gone are the days when man looked down. / They've taken away his sacred crown. / To be set free, it took so long. / It's not journeys' end, it's just begun. Maiden pide por una liberación de mentes, ser libres porque sí. Sigo sin entender el porqué de la asociación satánica. Marilyn Manson decía que se identificaba con el diablo porque el hacía lo que le daba la gana. Estupidez esa. Cualquiera lo hace. ¿Así?... Sólo hay que quitarse la venda. Unas tres cervezas ayudan. Lo que hace un disco.



Hallowed Be Thy Name: Me remite mucho a vikingos y arios. Clásicos y sinfónicos, solo que bien hechos. Parece un testamento. Vivir sin reproches. As the guards march me out to the courtyard / Someone calls from a cell "God be with you" / If there's a God then why has he let me die? Un cuestionamiento normal. Me recordó Terrible Lie de NIN un tratado al cuestionamiento de la existencia de Dios. Para Maiden todo es eterno... me gustó esta línea: Mark my words please believe my soul lives on / Please don't worry now that I have gone / I've gone beyond to see the truth.



Así será Bruce y espero a que termine la canción con un ligero dolor de cuello de tanto headbanging. Yee yeea yeah hallowed be thy name... Salud. Qué gran frenesí. Aplaudo a la bestia y ahora... es mía.

3 comentarios:

Skunk LR dijo...

Yeah!!! coman mierda religiosos fundamentalistas!!!! jajajajajajaja
que bueno que te gusto!!!

David Lepe dijo...

Hasta gurú de Maiden tuviste. Bueno bautizo para ser fan.

El Vigilante dijo...

Mr Skunk LR: pa que veas que futbol y metal buena combinación.

DAVID: Buen bautizo tuve jà...